Qué tener en cuenta a la hora de elegir lugar para celebrar una boda

Una de las principales preocupaciones de las parejas que van a contraer matrimonio es elegir bien el lugar donde se hará la celebración. Para escoger el mejor sitio hay que tener en cuenta una serie de aspectos clave para una pareja. En este post queremos daros un empujón y ofreceros nuestra experiencia para que podáis seleccionar aquel entorno más idóneo para celebrar ese día tan especial:

  1. Número de invitados. La capacidad es fundamental a la hora de pensar en lugares para bodas. No es lo mismo una ceremonia para poquitas personas, para entre 50 y 100 invitados, que para 500 (o más comensales). De ahí que cuando empecéis a buscar sitio para el ‘convite’ tengáis esto muy en cuenta. Grupo Lepanto cuenta con magníficos escenarios para ese momento único: la Finca la Herradura, en los Montes, que tiene gran capacidad; la capillo, en la misma hacienda, pero indicada para bodas más pequeñas; el castillo de Santa Catalina, la Finca La Concepción, en Marbella, etc. Comenta con nosotros el tema y te ayudaremos a tomar la decisión más adecuada. Y en el caso de elegir catering, pues la casa o el lugar que vayamos a alquilar para el evento también tendrá un aforo máximo, ¡hay que tener esto en cuenta!
  2. Fecha del enlace. Una boda en verano es muy diferente a una en invierno, igual que las de otoño y primavera también se diferencian del resto. Todo va a depender de la fecha de enlace que tengamos, de forma que podamos decidir si nos casaremos y celebraremos al aire libre o mejor bajo techo, si le daremos una oportunidad al clima, siempre con la opción de cambiar de espacio en caso de que aparezca algún inoportuno y no invitado nubarrón.
  3. Ciudad de celebración. Otra clave, ¿nos casamos en Málaga, en la Costa del Sol, o para el enlace hemos escogido algún municipio encantador de la sierra malacitana? Igualmente si decidimos que el ‘sí, quiero’ va a ser en otra provincia o en otra ciudad española, ¡e incluso en el extranjero! En este caso hay que contemplar el clima y saber también cuáles son los lugares que hay disponibles para la fiesta.
  4. Posibilidad de personalización del lugar. Hay determinadas residencias, mansiones o instalaciones en los que desde el principio nos dejan claro que no se puede tocar nada. Por eso no olvidéis que si queréis algo personal y adaptado a vuestros gustos, es importante que sepáis que ese espacio puede customizarse y adornarse de la forma en la que queramos.

Esperamos que estos consejitos os resulten interesantes.